Yo me senté aqui con la intención de escribir.

De escribir algo interesante, impactante, sublime… algo que cambiase el mundo, que removiese conciencias, que derrocase gobiernos.

Pero nada, que no se me ocurre nada. Ya sabía que me atenía a esto cuando parí un blog sin una linea editorial clara.

Si fuera un blog de cocina, iría a por un libro de cocina a la estantería, miraría como se hacen las mollejas a la extremeña, las haría, les sacaría una foto, lo postearía en el blog, y le tiraría las mollejas al gato, porque yo me niego a comer mollejas.

Si fuera un blog de literatura, buscaría media docena de criticas a Crepúsculo, obra que no he leido ni pienso leer, haría un refrito de todas y acabaría escribiendo algo que daría el pego, seguro.

(Por cierto, ES MEJOR TRUE BLOOD)

También podría escribir alguna crítica de cine, pero eso lo hace Uzi y hoy no está por la labor de ver nada, y menos de comentarlo. Se le ha juntado el calor veraniego con la falta de amor carnal y está alterada y sensible. Podría ponerle Ghost, pero sé que se hartaría a llorar y me llenaría el regazo de moquitos de cobaya.

Si fuese un blog de moda, sacaría cuatro trapos del armario, los combinaría con estilo (que tengo mucho de eso), haría un outfit estupendo, lo colocaría de una forma artísitca para sacarle una foto, porque yo no tengo cuerpo para hacer de modelo y no hay nadie que saque la foto (si, aun no le tengo cogido el punto al automático de mi cámara…), y luego diría que es todo de H&M, porque parezco accionista, de todo lo que compro allí, o en su defecto, del mercadillo.

Si fuese un blog de música, quizas hiciese un repaso personal por las grandes canciones que han marcado estos últimos años aqui, en Villapingüino, desde Chinarro a The 69 eyes, pasando por Divine, y volviendo una y otra vez al nunca suficientemente ponderado Nacho Vegas. Pero para eso tengo que hacer una gran labor de memoria, abstracción y concentración, labor para la que no estoy preparada, así, sin desayunar.

Si fuese un blog personal… si fuese un blog personal… Vaya, si fuese un blog personal contaría todo esto que he contado. Así que la linea editorial está clara. Aquí servidora cuenta lo primero que se le ocurre cuando se le ocurre algo que contar, y si no se le ocurre nada… cuenta su vida y a correr.

Al final, todo acaba siendo fácil. Sólo hay que sentarse un rato y pensar.

Y ahora, me voy a hacer un café.

DSC03888

[Un homenaje a todos los gamusinos que dan consejos protestantes. Gracias]

Anuncios